Las naranjas rellenas es un postre especial y diferente
Frutamare Segundas Rebajas-2019

Sí estas buscando un postre que se sale de lo habitual, puedes probar con las naranjas rellenas y que además queda muy vistoso si tienes invitados y están deliciosas.

Las naranjas rellenas son fáciles de hacer y además pueden acompañar muy bien a un sorbete de limón o a un sorbete de naranja. Si quieres preparar otro postre que le combine muy bien puedes hacer un mousse de limón.

La receta que te proponemos es para 4 personas y las naranjas están rellenas de crema de naranja, pero también las puedes rellenar de yogur de naranja.

<br>

Lista de la compra:

  • 4 naranjas medianas
  • 3 huevos
  • 100 g de azúcar
  • 40 g de mantequilla
  • 1 cucharadita de maizena

Preparación de la receta de naranjas rellenas

El primer paso es lavar bien las naranjas. Luego debes de cortar por la parte de abajo de la naranja un pequeño círculo, lo suficientemente grande para meter una cuchara pequeña, pero no muy grande. Rallamos la cascara de las tapas que hemos cortado y reservamos la ralladura de naranja.

Con mucho cuidado debes de vaciar las naranjas con una cuchara pequeña, ten cuidado de no romper la piel. Tanto la carne de la naranja como el zumo que saques de las naranjas debes de reservarlo.

Tienes que triturar el zumo y la carne de las naranjas, cuando ya lo tengas triturado, debes colarlo, para quitarle la pulpa.

La crema de naranja, la puedes hacer al baño maría o directamente en un cazo. Si decides hacerlo directamente en un cazo, tienes que hacerlo a fuego muy suave y remover continuamente para que no se pegue la crema en el cazo y lograr la textura adecuada. Sí prefieres hacerlo al baño maría debes poner un cazo con agua al fuego y llevarlo a ebullición, pero que la ebullición no sea muy fuerte, pero que no pare de hervir el agua. Después debes poner un cuenco resistente al calor dentro del cazo, pero que no baile demasiado para que no se caiga la mezcla cuando la remuevas.

Ponemos en el cuenco, pero fuera del fuego los huevos y el azúcar, lo mezclamos todo bien hasta que esté cremoso, después debes poner el zumo de naranja que habías reservado al principio, pero guarda un poco para disolver la maicena en el zumo.

Cuando tengas bien mezclado los huevos con el azúcar y el zumo de naranja, pon el cuenco sobre el cazo con el agua hirviendo si lo vas a hacer al baño maría, o pones la mezcla en un cazo a fuego suave. Hay que remover la mezcla sin parar y cuando veas que está caliente vierte la maicena disuelta con un poco de zumo de naranja.

Debes seguir removiendo sin parar, hasta que la crema espese. Cuando veas que ha espesado, sigue removiendo unos minutos más y lo quitas del fuego.

Cuando aún está caliente y fuera del fuego, añades la mantequilla y la ralladura de naranja. Sigue mezclando hasta que la mantequilla se haya integrado con la mezcla y déjalo enfriar.

Cuando esté totalmente frió, ya puedes rellenar las cáscaras de naranja con la crema de naranja. Después debes de dejar enfriar en la nevera mínimo 2 horas antes de comer.

Para decorar puedes rallar un poco de chocolate por encima y servir con un barquillo.