Frutamare Fin de Existencias

Si eres de dulces, esta receta va a encantarte. Esta versión de tarta de naranja valenciana recién exprimida es como la clásica tarta de queso pero con un toque diferente que queda de rechupete. Lo que más nos gusta es que el toque cítrico que le da la naranja a la receta hace que ésta no quede para nada pesada, quedando muy ligera y agradable al paladar.

Esta versión sirve para postre o para merienda, lo que más te apetezca. La combinación de la base de galleta, con la mezcla con queso Philadephia y las mejores naranjas a domicilio es exquisita, y seguro que gustará a tu familia o a tus invitados en cualquier ocasión.

Otro punto positivo es que esta receta de tarta de naranja no necesita horno, así que toma nota y apunta esta deliciosa receta:

Lista de la compra

  • 60 gramos de mantequilla
  • 90 gramos de galletas maría
  • 400 mililitros de zumo de naranja natural sin pulpa
  • 250 gramos de queso crema
  • 50 gramos de azúcar
  • 8 gramos de gelatina en polvo o 5 láminas
  • 125 mililitros de zumo de naranja
  • 3 gramos de gelatina en polvo o 2 láminas

 

Receta Tarta de Naranja

Base y tarta

  1. Reserva unos 4 gramos de gelatina en polvo. Hidrata los 8 gramos restantes con zumo de naranja.
  2. Coge un molde para tartas de tamaño mediano y fórralo con papel de horno.
  3. Derrite la mantequilla durante unos pocos segundos en el microondas, tritura las galletas y mézclalas con la mantequilla derretida.
  4. Reparte la masa resultante por todo el molde y métela en el frigorífico para que se endurezca.
  5. Calienta a fuego suave la gelatina que habías estado hidratando en el zumo de naranja. Cuando veas que la gelatina está disuelta, apaga el fuego y apártalo para después.
  6. En un bol, añade el queso y un poco de zumo de naranja y mézclalo bien. Reserva alrededor de medio vaso de zumo para hacer la cobertura de la tarta. Añade el azúcar y mezcla. Una vez hecho esto, añade la gelatina mientras mezclas.
  7. Ahora pon toda la mezcla en el molde, sobre la galleta que ya se habrá ido endureciendo. Hazlo con cuidado para que la galleta no se rompa. Cúbrelo con papel de aluminio o film transparente y déjalo enfriar en el frigorífico durante unas 6 horas, hasta que la gelatina cuaje.

Cobertura

  1. Hidrata la gelatina que habías apartado al principio en el medio zumo de naranja que había guardado para más adelante.
  2. Calienta a fuego suave la gelatina removiendo sin parar hasta que se disuelva. Añade todo el zumo restante y deja que se enfríe. Cuando esté frío, viértelo encima de la tarta.
  3. Mete la tarta en la nevera y déjala enfriar durante aproximadamente una hora para que cuaje la gelatina de la cobertura.
  4. ¡Listo! Tu tarta de naranja estará lista para comer.

Si te gusta esta tarta de naranja, te invitamos a que prepares la mermelada de naranja o el bizcocho de naranja sin duda dos postres con naranja que no te dejarán indiferente. Una buena materia prima y una buena receta consiguen cosas maravillosas.

Frutamare Fin de Existencias

Pin It on Pinterest